Moda años 30 españa

Moda años 30 españa

100 años de moda francesa | glamour

La Gran Depresión y la Segunda Guerra Mundial marcaron los años 30, pero la moda floreció de todos modos durante esta década. Las glamurosas estrellas de la pantalla de Hollywood inspiraron nuevos looks para mujeres, hombres e incluso niños. Las telas baratas, la ropa de catálogo asequible y el ingenio casero permitían a cualquiera copiar los estilos que antes llevaban los ricos. He aquí un rápido vistazo a la moda de los años 30.

La silueta joven y juvenil de las mujeres de los años 20 evolucionó hacia una forma conservadora y sofisticada en los años 30. El perfil ideal y popular era alto y delgado, con hombros fuertes y caderas delgadas.Vestidos de mujer

En casa o en público, las mujeres solían llevar vestidos con hombros anchos, mangas abullonadas, escotes modestos, cinturas más altas con cinturones y dobladillos acampanados a media pierna. Los lazos con volantes, los volantes, los botones y otros detalles decoraban a menudo los vestidos.

Las amas de casa llevaban prácticos vestidos para el hogar, a menudo hechos en casa con algodón estampado de colores (incluyendo tela de sacos de harina y pienso). Una versión ingeniosa era el vestido de casa «Hooverette», un estilo envolvente reversible. Los vestidos de día para llevar en público eran más entallados y elegantes, a menudo hechos de seda o crepé de rayón. Los vestidos formales mostraban de forma más espectacular la elegante silueta de la década. Los vestidos de noche de tejidos fluidos se cortaban al bies para crear líneas fluidas y ceñidas que llegaban hasta el suelo. Los tejidos más populares eran el satén, el rayón y la gasa.

La ultima historia de la moda: los años 1870 – 1890

Nuestras tarjetas de felicitación tienen un tamaño de 5″ x 7″ y se producen en impresoras digitales offset utilizando papel de 100 libras. Cada tarjeta está recubierta con un protector UV en la superficie exterior que produce un acabado semibrillante. El interior de cada tarjeta tiene un acabado blanco mate y puede personalizarse con su propio mensaje de hasta 500 caracteres. Cada tarjeta viene con un sobre blanco para enviarla por correo o regalarla.

El arte de Lori Wright Mackert es una obra única que me llega al corazón y al alma. Sea cual sea la ocasión, elijo una de sus tarjetas y el receptor siempre se alegra tanto de recibirla como yo de dársela.

El arte de Lori Wright Mackert es una obra única que me llega al corazón y al alma. No importa cuál sea la ocasión, elijo una de sus tarjetas y el receptor siempre se alegra tanto de recibirla como yo de darla.

El arte de Lori Wright Mackert es una obra única que me llega al corazón y al alma. No importa la ocasión, elijo una de sus tarjetas y el receptor siempre se alegra tanto de recibirla como yo de darla.

La ultima historia de la moda: los años 30

Famoso por su exquisita artesanía y sus innovadores diseños, el modisto español Cristóbal Balenciaga fue conocido como «El Maestro» de la alta costura. Inspirador de los que siguen sus pasos, su obra sigue marcando la moda hoy en día.

Conozca al «Maestro «Nacido en 1895 en Getaria, un pequeño pueblo pesquero del norte de España, Cristóbal Balenciaga se inició en la moda gracias a su madre, que era costurera. Entre sus clientas se encontraban las mujeres más elegantes y glamurosas del pueblo. Con tan sólo doce años, empezó a trabajar como aprendiz en una sastrería de la vecina ciudad de San Sebastián, donde en 1917 fundó su primera casa de moda, llamada Eisa, una abreviatura del nombre de soltera de su madre.

Balenciaga abrió casas de moda en Barcelona y Madrid antes de trasladarse a París en 1937. La casa de la avenida Georges V se convirtió rápidamente en la más cara y exclusiva de la ciudad. Su formación inicial le diferenció de otros modistos de la época. Conocía su oficio a la perfección y era experto en todas las fases del proceso de confección, desde el diseño del patrón hasta el corte, el montaje y el acabado de la prenda. Para él, el proceso de diseño comenzaba con el tejido y no con un boceto, «es el tejido el que decide», afirmaba, demostrando que sabía aprovechar los materiales de la mejor manera posible.

La vieja españa de los años 30

Los farthingales eran faldas de aro en forma de campana hechas con hueso de ballena, tela e intrincadas jaulas de alambre bajo la ropa de las mujeres. Este estilo era engorroso para las mujeres del Renacimiento y tardaban horas en vestirse. La vestimenta tradicional española estuvo muy influenciada por la cultura morisca, que dominó parte de la Península Ibérica desde el año 711 hasta su expulsión en 1492. La cultura morisca popularizó los ricos bordados con la introducción del uso de joyas (a menudo en forma de botones) y de perfumes, así como de pesadas fajas y cuellos.

El color negro se hizo popular para eventos especiales y tanto hombres como mujeres llevaban pesados collares de oro con piedras preciosas. La ropa en España solía estar hecha de tejidos ricos y pesados y decorada con hilos de oro o plata. Pero estos estilos españoles no evolucionaron con los rápidos cambios de los tiempos. Como resultado, la moda tradicional española acabaría por quedar desfasada y daría paso al dominio francés. Ciudades como París fueron más innovadoras y comenzaron a liderar la moda europea del siglo XVII.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad